Más artículos

Presidente Lenín Moreno debe aprobar o vetar la Ley de Personas Desaparecidas hasta el domingo

Este domingo 24 de noviembre de 2019 concluye el plazo para que el presidente Lenín  Moreno apruebe o vete el proyecto de  Ley Orgánica para la Actuación Integral de Personas Desaparecidas y Extraviadas que fue aprobado por unanimidad en el pleno de la Asamblea Nacional, el pasado 24 de octubre.

Organizaciones americanas de derechos humanos exigen investigaciones independientes sobre manifestaciones de octubre en el Ecuador

Las organizaciones de derechos humanos de América abajo firmantes y que participamos en las audiencias del 174 periodo de sesiones de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), que se realiza en Quito, manifestamos lo siguiente:

Un perdigón le quitó la vista

Quito, Ecuador.- Manuel Buzñay Yaguachi, oriundo del cantón Alausí de  Chimborazo, es albañil y trabaja en Quito y en su provincia natal. El 11 de octubre de 2019 estaba protestando en el sector de la Asamblea Nacional cuando un perdigón impactó su ojo. Fue hospitalizado en el Eugenio Espejo. Testimonio de Manuel Buzñay

Joven herida por impacto de bomba lacrimógena

Machachi - Pichincha. La joven Sayra Yolanda Pastuña Pastuña, de la comunidad de Quilotoa de Zumbahua, estaba regresando a su casa con su hermano, el pasado 11 de octubre de 2019, cuando a la altura de Machachi, fue impactada por una bomba lacrimógena en su rostro. Testimonio de su padre, César Pastuña Ilaquiche de 63 años.

Una bomba lacrimógena le dejó sin audición

Quito, Pichincha. El movimiento indígena había convocado a todas sus bases a unirse al paro nacional en rechazo a las medidas económicas anunciadas por el presidente Lenín Moreno. Humberto Moreta, oriundo de Peguche, cantón Otavalo, Imbabura, llegó junto a sus compañeras y compañeros hasta el parque El Arbolito el lunes 7 de octubre de 2019.  Él es artesano y vende sus productos que elabora junto a su familia. El viernes 11 de octubre, mujeres y hombres indígenas lideraron una marcha pacífica hacia la Asamblea Nacional; sin embargo, minutos después de llegar a sus exteriores, la fuerza pública arremetió en contra de manifestantes. A Humberto le cayó una bomba lacrimógena directamente a su oreja izquierda, perdió la audición. Este es el testimonio de Humberto Moreta

La CONAIE ante los fatales acontecimientos dentro del territorio de la nacionalidad Waorani

Categoría: Derechos Humanos Ecuador Creado: Jueves, 13 Octubre 2016 14:31
Visto: 1987

Humberto Cholango - CONAIE

La CONAIE ante los fatales acontecimientos dentro del territorio de la nacionalidad Waorani


  

Los lamentables hechos entre la nacionalidad Waorani y los pueblos no contactados Tagaeri y Taromenani, están siendo interpretados de maneras distintas en lugar de contribuir a un entendimiento adecuado que nos lleve a posibles soluciones reales, crea confusión y prejuicios respecto del conflicto en territorio de las nacionalidades indígenas.

 

En ningún momento se reduce a un conflicto entre pueblos hermanos, es decir entre Waoranis por un lado, y los Tagaeri y Taromenanis por el otro. Estas interpretaciones son fruto del desconocimiento de la realidad general o son lecturas políticamente mal intencionadas, que buscan mostrar ante la sociedad ecuatoriana e internacional como un “problema entre indios”.

 

Igual de condenables son aquellas lecturas que intentan mostrar los ataques de Tagaeris y Taromenanis a Waoranis y viceversa como una “guerra primitiva” o como un hecho de justicia por mano propia. Estas lecturas, de las que también se han hecho eco algunos sectores de intelectuales, funcionarios públicos y de la prensa, no son más que expresión de una mentalidad colonial que no solo insiste en ver la realidad de los pueblos y nacionalidades indígenas como algo fuera del imaginario de la política nacional, sino que es también algo fuera de la razón moderna.

 

Los trágicos acontecimientos dentro del territorio Waorani son una consecuencia de un proceso histórico mucho más amplio, es resultado lógico de modelo de desarrollo económico extractivista y colonización acelerada de los territorios indígenas; es decir, es un problema estructural y de carácter nacional.

 

Es un problema estructural ya que el modelo de desarrollo seguido por el Estado ecuatoriano  desde el inicio de la era petrolera no ha hecho más que aumentar la presión sobre la vida de las nacionalidades indígenas. Su avance ha significado destrucción ambiental de la Amazonía ecuatoriana, colonización descontrolada, provocando, entre otras causas, el desplazamiento de las nacionalidades indígenas ancestralmente ahí asentadas, reducción de sus habitad. Concretamente en el territorio Waorani el avance último de las empresas petroleras, transnacionales y estatales, a trastornado las relaciones indígenas-naturaleza y entre las comunidades ahí existentes. La contaminación y el ruido que producen empresas petroleras disminuyen las fuentes de alimentación (recolección y pesca), lo que ha empujado a los Waoranis  y a los Tagaeri y Taromenani a desplazarse más allá de los territorios tradicionales en busca de comida, en caso de las comunidades Waos a implementar la agricultura. Estas presiones sobre los territorios indígenas ha provocado conflictos  entre Waoranis y los Tagaeri y Taromenani, encuentros que han desembocado en enfrentamientos violentos.

 

Al ser una consecuencia del modelo de desarrollo del Estado, los enfrentamientos devienen de un problema nacional, por lo tanto su solución no podrá reducirse solo a medidas administrativas circunstanciales, mucho menos con acciones punitivas, esto solo aplazaría otro estallido del conflicto en el futuro.

 

La CONAIE, como representante de los pueblos y nacionalidades indígenas exige la iniciación de un proceso de largo alcance que involucre al Estado y las autoridades de la nacionalidad Waorani y las nacionalidades de la Amazonia. Pero este proceso resultara infructuoso si no se inicia conjuntamente una necesaria y urgente revisión de la política petrolera, maderera y sus consecuencias nefastas como los dolorosos hechos ocurridos, donde hay vidas humanas que se han perdido y están en riesgo a futuro.

 

Frente a los hecho que han sido denunciado en estos últimos días exigimos al gobierno nacional y a los organismos del Estado que coordinen todas las acciones y actividades con las autoridades Waoranis, para tomar medidas adecuadas en la zona de conflicto y realizar una investigación seria y transparente de este lamentable hecho, y no desviar la atención del verdadero problema de fondo que sufren los Waoranis y los pueblos no contactados de la cual el Estado es parte responsable.

 

 

Por el Consejo de Gobierno

 

Humberto Cholango

Presidente CONAIE