Inicio Nacional Exigimos el respeto de las decisiones tomadas por el Pueblo Shuar Arutam en ejercicio de su derecho a la autodeterminación y denunciamos el inicio de obras que facilitan la minería en Maikiuants

Exigimos el respeto de las decisiones tomadas por el Pueblo Shuar Arutam en ejercicio de su derecho a la autodeterminación y denunciamos el inicio de obras que facilitan la minería en Maikiuants

Por Voluntarix
436 Visitas

Desde la Alianza de Organizaciones por los Derechos Humanos y el Colectivo antiminero Caminantes, registramos con preocupación los recientes acontecimientos denunciados por el Consejo de Gobierno del Pueblo Shuar Arutam (PSHA) y el “Colectivo de Mujeres Organizadas del Centro Shuar de Maikiuants” (organización vinculada al PSHA), asociadas al inicio de obras de infraestructura y facilidades mineras en el Proyecto Warintza. Se alerta una escalada del conflicto territorial entre los centros comunitarios y las asociaciones que conforman el PSHA contra las empresas mineras concesionarias que operan ilegalmente e ilegítimamente en su territorio. 
Desde la madrugada del 8 de septiembre por la insistencia de las empresas mineras de ocupar su territorio, existe un escalamiento de la tensión y de la violencia que pone en riesgo la integridad física de las comunidades, particularmente de la comunidad de Maikiuants. Al momento existe un temor fundado de los moradores de una posible, arbitraria e innecesaria intervención policial y/o militar que, como en oportunidades anteriores, genera graves violaciones a los derechos humanos y colectivos de la población y que evidencia una actuación parcializada de Fuerza Pública y FFAA a favor del interés particular de la empresa, relegando su obligación de protección a la población civil y de ser garantes de derechos constitucionales, entre ellos el de resistencia.
Esta situación no es reciente, el PSHA viene resistiendo desde hace 16 años a las actividades mineras en su territorio ancestral y a la intervención de empresas transnacionales que han implementado estrategias para dividir sus estructuras organizativas y han enfrentado a las comunidades que han decidido, de manera fundamentada y en derecho, oponerse a las actividades extractivas mediante la compra de varios dirigentes que han cedido a las presiones y manipulaciones de la empresa. El 60% del territorio del Pueblo Shuar Arutam ha sido concesionado a empresas mineras transnacionales, como: Lowell-Solaris Resources Inc y EcuaSolidus (Canadá), SoldGold (Australiana) y la empresa china EcuaCorriente S.A., en un contexto de vulneración sistemática de los derechos humanos, colectivos de las comunidades, particularmente del derecho a la consulta, al consentimiento y la autodeterminación por parte del Estado Ecuatoriano que, a través de diversas instituciones y funcionarios/as, ha intentado presionar, doblegar y/o imponer actividades extractivas en el territorio colectivo del Pueblo Shuar Arutam. Todo esto ha provocado que se intensifiquen los conflictos. Cabe señalar que el Pueblo Shuar Arutam, en ejercicio a su derecho a la autodeterminación y en defensa de sus derechos colectivos, ha resuelto de manera reiterada, desde 2019, que no autoriza actividades mineras en sus territorios y ha comunicado con insistencia estas decisiones a las autoridades estatales. Las últimas son las siguientes:
 

  1. El 17 de agosto de 2021, se desarrolló una Asamblea Extraordinaria del Consejo de Gobierno del PSHA, en la que estuvo presente el Gobernador de la provincia Morona Santiago, Freddy Villamagua, en la comunidad Maikiuants, en donde el PSHA resolvió: i) rechazar al desarrollo de obras o facilidades mineras como la construcción de la carretera Warintza-Yawi, las cuales tienen como fin el efectivizar la militarización de su territorio ancestral en beneficio de los intereses de las concesiones mineras; ii) ratificar al Consejo de Gobierno del Pueblo Shuar Arutam, como autoridad máxima y en representación de 47 centros y 120 mil habitantes, que han decidido no dar paso a los proyectos mineros a gran escala en su territorio, por tanto, de existir incumplimientos o vulneraciones a sus derechos territoriales y al derecho colectivo a ser consultados y lograr el consentimiento, previo, libre e informado ante la asignación de concesiones mineras, actuaría en defensa de su territorio. En la misma reunión, se dio a conocer al Gobernador de la Provincia de Morona Santiago que el PSHA en atribución de sus derechos colectivos reconocidos por la Constitución de la República y en instrumentos internacionales (derecho a la autodeterminación y al autogobierno), ha decidido establecer una Guardia Indígena que permita realizar un control territorial frente a la incursión de madereros ilegales, asistir a las comunidades en casos de emergencia en salud y realizar un adecuado monitoreo ambiental. 
  2. El 20 de agosto de 2021, el PSHA hizo públicos tres oficios dirigidos a Federico Velásquez, gerente de la empresa Solaris Resources Inc.; Fernando Kayuk, Síndico del Centro Shuar de Warints; y, Nazareno Antun, Síndico del Centro Shuar de Yawi, en los que, ante el desconocimiento de las resoluciones del Consejo de Gobierno del PSHA – organización legítima que gobierna su territorio ancestral-, se desconocen todos los acuerdos y convenios mal habidos entre la empresa subsidiaria canadiense de Solaris Resources S.A. y líderes de los centros comunitarios de Warints y Yawi, quienes han sido víctimas de estrategias de división comunitaria y manipulación por parte de la empresa.  
  3. El 29 de agosto de 2021, mediante un comunicado público, la comunidad de Maikiuants, sobre la base de las resoluciones adoptadas por el PSHA, e informó que, en defensa de sus derechos territoriales y autodeterminación, no se permitirá el paso de maquinaria para la construcción del proyecto vial Warintz-Yawi. Asimismo, solicitó a la presidencia del Consejo de Gobierno del PSHA que ponga en conocimiento a las autoridades locales, nacionales e internacionales la decisión de la comunidad de Maikiuants de que establecerá un control territorial, amparada en el ejercicio de sus derechos colectivos reconocidos en el Convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT).
  4. El 5 de septiembre de 2021, se emite un comunicado al Consejo de Gobierno del PSHA, en donde se informa que se ha realizado una Asamblea Ordinaria de mujeres de la comunidad Maikiuants, donde se denuncia la movilización de maquinaria como un acto que incurre en el incumplimiento o desacato de las decisiones de la organización de mantener su territorio libre de minería, y que ante cualquier conflicto o inconveniente se responsabiliza a las empresas y a las autoridades, acogiéndose “(…)al derecho a la resistencia frente al hostigamiento de las empresas extractivas y solicitamos que nuestra voz se eleve a nivel Provincial, Nacional e Internacional.”

Las decisiones adoptadas por el PSHA ante la vulneración sistemática de derechos no han sido respetadas ni por las empresas transnacionales Solaris Resources Inc y SoldGold ni por el Estado ecuatoriano. Así, el 5 de septiembre, las comunidades de Warints y Yawi anunciaron que en el marco de la Alianza Estratégica que mantienen con la empresa Solaris Resources1, el Ministerio de Gobierno con el fin de promover cursos de autodefensa y la formación de Guardias de Seguridad Privada para confrontar a la población.2 Ante este evento, denunciamos que el Estado ecuatoriano a través del Ministerio de Gobierno estaría cometiendo gravísimos actos orientados a dividir al Pueblo Shuar Arutam, fomentando la violencia entre las comunidades y aumentado los riesgos contra la integridad e incluso la vida de las personas. Asimismo, pese a las decisiones del Pueblo Shuar Arutam, este 8 de septiembre, en horas de la madrugada (aproximadamente las 05h15 am.), una plataforma con una excavadora llegó a la comunidad Shuar TSEREM territorio del Pueblo Shuar Arutam, con la intención de ingresar a la comunidad de Warints y Yawi y posteriormente ingresar a la Cordillera de Maka Naink, donde se encuentra la empresa Lowell-Solaris Resources Ltda. Acto que fue rechazado por las mujeres de Maikiuants conforme a sus resoluciones.
 

Denuncias previas ante los atropellos de la empresa minera Solaris Resources Inc.

Como se señaló, el Pueblo Shuar Arutam afronta la vulneración sistemáticamente de sus derechos colectivos, especialmente vinculados a los abusos corporativos de la empresa Solaris Resources Inc., la cual ha generado división comunitaria y entornos de riesgo para personas defensores/as de derechos. Denuncias que, hasta la fecha, se mantienen impunes.

La empresa canadiense Solaris Resources Inc. llega al territorio de PSHA en el 2019, luego de adquirir a través de su subsidiaria en Ecuador Lowell Mineral Exploration el proyecto Warintza, con el fin de explotar los yacimientos de cobre y molibdeno. En vista de la reactivación del proyecto, el cual había sido suspendido durante 16 años, el Pueblo Shuar Arutam se manifestó en contra de la minería en su territorio, reafirmando su derecho a la libre determinación. A partir de esta declaratoria el “PSHA como territorio de vida (TICCA)”, lanzó junto a sus aliados nacionales e internacionales la campaña PSHA ya decidió No a la minería”.
Por todas las vulneraciones materiales e inmateriales al territorio y formas de vida colectivas del Pueblo Shuar Arutam, el 29 de enero de 2021, el Consejo de Gobierno del PSHA junto a la Internacional de Servicios Públicos (PSI) presentó una queja ante la Organización Internacional del Trabajo en contra del Estado ecuatoriano por incumplimiento del Convenio 169 por no respetar sus derechos colectivos al no ser consultados sobre proyectos que se realizan en su territorio.
Como organizaciones de derechos humanos, nos mantendremos vigilantes del cumplimiento de los derechos colectivos, entre ellos la libre determinación y evitar la militarización de territorios de pueblos y comunidades indígenas.
 
 
1 La empresa Solaris hace propagandas radiales masivas, totalmente falsas y engañosas, y se toma el nombre del PSHA, para hacer creer a la ciudadanía, como que actualmente el PSHA apoya a la empresa y con la vigente “carta de entendimiento” de la mal llamada “Alianza Estratégica”. Carta que apenas lograron firmar el 23 de noviembre del año 2018 con el Ex Presidente del PSHA, hoy empleado de esta empresa, logrado en base a ciertos beneficios personales del entonces dirigente. Con esta supuesta “Alianza Estratégica”, esta empresa pretende posicionar su programa de Relaciones Sociales Comunitarias como “exitoso e innovador”, por lo que informamos de este particular y lamentamos que Pacto Mundial – Red Ecuador se posicione a lado de los intereses de la empresa minera. Alerta: Ver en https://ddhhecuador.org/2021/02/25/documento/alertamos-que-pacto-global-red-ecuador-admite-empresas-que-vulneran-los
2 Veáse en: https://www.facebook.com/CentrosShuarWarintsYawi/posts/517507296349455 

Post Relacionados